Saltar al contenido

Mesopotamia

San Ignacio, Misiones

La región mesopotámica está integrada por tres provincias: Misiones, Corrientes y Entre Ríos. Limita al norte con el río Iguazú, al sur con el Paraná, que desemboca en forma de delta en el Río de la Plata, al este con el río Uruguay (frontera de Argentina con Brasil y Uruguay) y al oeste con el Paraná.

Relieve, clima e hidrografía

En el territorio se pueden determinar cuatro subregiones con características de relieve propias: la Meseta Misionera, las Planicies y Esteros Correntinos, las Lomadas Entrerrianas y las Tierras Bajas del Delta del Paraná.

La primera se corresponde con la provincia de Misiones e incluye, además de la meseta que forma parte del macizo brasileño, tres grupos de sierras: las de la Victoria, las de Misiones y las de Imán. Las de Victoria poseen las cataratas del río Iguazú, que constituyen una importante reserva natural.

Las zonas de planicies y esteros comprenden el noroeste de la provincia de Corrientes; es una tierra baja y anegadiza ocupada por las aguas fluviales que forman bañados y esteros, entre los que se destacan los del Iberá y de las Maloyas.

La selva misionera fue parcialmente deforestada para dar lugar a emprendimientos agroindustriales.

Hacia el centro de la provincia comienzan las lomadas, que se extienden hasta el norte y centro de Entre Ríos. Este territorio se caracteriza por tener un terreno de mediana altura que presenta elevaciones de suave pendiente.

Hacia el sur de la provincia de entre Ríos se encuentran las tierras bajas del delta, anegadizas y cubiertas por numerosas islas húmedas, arboladas e inundables.

En el norte el clima es húmedo y caluroso, con precipitaciones de 1.700 mm anuales. La zona correntina tiene clima subtropical con lluvias decrecientes del nordeste al sur, que se distribuyen de manera uniforme a lo largo del año. Este clima persiste en el norte de entre Ríos y se vuelve más templado hacia el sur de la provincia.

El sistema hidrográfico de la región es muy importante. Hay gran cantidad de ríos aunque tengan cursos cortos. Los más relevantes son el Paraná y el Uruguay, con sus afluentes: Iguazú, Uruguarí, Pepirí Guazú, Acaraguay, Chirimía, Hernandarias y Gualeguay. Entre las lagunas se encuentran las de Trim, Luna, Fernández e Iberá.

Dentro de la hidrografía de la región se destacan las Cataratas del Iguazú, un conjunto de 275 saltos que caen en forma vertiginosa desde 70 metros de altura, en escalones y cascadas, en el curso del río Iguazú, a unos 20 km de su desembocadura en el Paraná.

Esteros del Iberá

Flora y fauna

La región mesopotámica dispone de una importante riqueza forestal. Los bosques misioneros llegan a cubrir 20.000 hectáreas, con las más ricas variedades arbóreas, como el pino de Brasil, el cedro, el lapacho y el peteribí. En Corrientes se encuentran el urunday, la palmera, el algarrobo, el chañar y el espinillo; y entre Ríos cuenta con álamos, sauces, algarrobo blanco y timbó.

Con respecto a la fauna, el Parque Nacional Iguazú es hábitat de gamos, serpientes, coatíes, carpinchos, papagayos, tucanes, garzas, osos hormigueros y variedad de peces: salmón, pirá pirá y dorado.

En la mesopotamia conviven carpinchos, yacarés, tortugas de agua y diversas aves, entre otras numerosas especies.

En la selva de Montiel, al norte de entre Ríos, se encuentra el parque o espinal mesopotámico, de gran riqueza forestal; allí son comunes la vizcacha, el tuno, el yaguareté y el carpincho.

Además, es muy importante el grupo de aves, entre las que se encuentran el hornero, el caburé, el gavilán y variedad de pájaros acuáticos.

El sur de la Mesopotamia posee animales de agua: tortugas, ranas y sapos. En el Parque Nacional El Palmar habitan gallaretas, ñacundaes, pájaros carpinteros y aves de presa.

Recursos económicos

La agricultura y la ganadería constituyen los recursos más sobresalientes de la economía de la región, aunque también están presentes algunas industrias.

Entre los cultivos se encuentran maíz, arroz, porotos, mandioca, cítricos, algodón, caña de azúcar, tabaco y especialmente el té y la yerba mate. La actividad ganadera, por su parte, se centra en la cría de ganado bovino, equino y porcino.

Los árboles frutales, presentes en toda la mesopotamia, constituyen uno de los cultivos más importantes de la economía.

Entre las industrias, la maderera ocupa un lugar de importancia dentro de la economía de la Mesopotamia. También es relevante el desarrollo de la industria siderúrgica y la explotación de yacimientos de hierro en Misiones. Corrientes tiene centrales hidroeléctricas que abastecen otras zonas del país: Iberá, Paraná Medio y Yaciretá-Apipé. Entre Ríos, por su parte, posee el complejo Salto Grande, sobre el río Uruguay.

Otra fuente de ingresos es el turismo. Entre las áreas de especial atractivo, se encuentran las Cataratas del Iguazú, las ruinas de San Ignacio y el Palmar de Colón.

Palmares de Colón