barrameda.com.ar - un puente hacia contenidos originales -   aca
barrameda.com.ar - un puente hacia contenidos originales - contacto
acerca de barrameda
un puente hacia contenidos originales...
 
 
Inicio
Principal
Noticias
Artículos
Colaboraciones
Puente Verde
Contacto
Búsquedas
Registro
 
 
 
Inicio arrow Colaboraciones arrow Interés general arrow Chernóbil. ayer, hoy y siempre lunes, 15 de agosto de 2022
 
 

Ingresa el texto en la caja de búsqueda y luego pulsa Enter
Encuesta
El Protocolo de Kyoto...
 
Nube de tags

cambio climático extinción contaminación aumento peligro energía emisiones deforestación especies dióxido de carbono calentamiento global biodiversidad animales consumo bosques argentina nivel temperatura reducción explotación recursos calentamiento cambio inundaciones clima medio ambiente kyoto ecología climático protocolo global caza animal CO2 caracoles

Powered by RafCloud 2.0.2
Sindicación
 
 

Chernóbil. ayer, hoy y siempre Imprimir E-Mail
Calificación del usuario: / 10
MaloBueno 
Publicado por Benito A. de la Morena   
miércoles, 26 de abril de 2006
ChernóbilAl cabo de 20 años del accidente de Chernóbil, aún se siguen relacionando nuevos casos de cáncer con la tragedia nuclear. Un informe de la ONU emitido en septiembre del 2005, verifica la existencia de hasta cuatro mil victimas comprobadas entre Ucrania, Bielorrusia y Rusia. Otros informes sitúan entre treinta y sesenta mil personas un número de fallecidos, que la organización ecologista Greenpeace eleva a doscientas mil.

Se estima que pudieron resultar afectadas,  entre tres y cinco millones de personas. Que la radiación alcanzó a países tan lejanos del núcleo de la explosión, como Austria, Suiza y Francia, y que hoy, veinte años después, los médicos siguen diagnosticando un número, muy superior a lo habitual, de personas con enfermedades oncológicas y, sobre todo, cáncer de tiroides, en las áreas más afectadas.

Fue durante la noche del 26 de abril de 1986, cuando la explosión de uno de los reactores atómicos de la Central nuclear de Chernóbil, en Ucrania, esparció hasta doscientas mil toneladas de material radiactivo por toda Europa, generando una catástrofe sin precedentes, cuyas consecuencias económicas, sociales y ambientales aún persisten. Según el Instituto de radiología agrícola de  Moscú, la exposición crónica de los alimentos a bajos niveles de radiactividad, podría generar modificaciones genéticas que aparecerían entre los 20 y 50 años posteriores.

Tras los momentos de desconcierto ante el imprevisto, unas seiscientas mil personas intentaron la titánica misión de construir el sarcófago de hormigón con el que blindar el núcleo del reactor, ofrecer los primeros auxilios a las victimas, organizar las evacuaciones, conocer los niveles de radiación, planificar la restauración ambiental y ayudar en lo que fuera preciso. De estos voluntarios que fueron conocidos como los "liquidadores", ciento ochenta y tres mil figuran en el registro ruso de afectados y muertos.

El triste aniversario de Chernóbil ha coincidido con el muy probable respaldo de la Agencia Internacional de la Energía la cual, en su informe anual que emitirá el próximo mes de noviembre, recomendará volver al uso y desarrollo de una energía nuclear, actualmente paralizada sobre la base del Tratado de No Proliferación Nuclear firmado por 189 estados soberanos el 1 de julio de 1968.

El Tratado permite la posesión de armas nucleares a cinco países firmantes, China, Rusia, Estados Unidos, Inglaterra y Francia, todos ellos miembros del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, y se comprometían a no usar ese tipo de armamento, ni ha transferir tecnología sobre dichas armas nucleares a los otros países firmantes del acuerdo.

Cuarenta y dos años después, Rusia dispone de dieciséis mil ojivas nucleares, Estados Unidos diez mil, China cuatrocientas, Francia trescientas, Reino Unido e Israel doscientas, la India cuarenta y cinco, Pakistán entre treinta y sesenta, Corea del Norte unas cinco y en fase de desarrollo nuclear, la República Islámica de Irán. Unas dieciséis mil quinientas ojivas de carga nuclear que podrían provocar una serie de explosiones atómicas en cadena, de letales consecuencias para la supervivencia de la especie humana.

Se considera que una bomba de un megatón es el estándar para los arsenales militares actuales.  Para entender la carga destructiva de un megatón, basta con  intuir sus efectos, sabiendo que la bomba de Hiroshima era sólo de 0'015 megatones de potencia, es decir casi 100 veces menos que el standard de bomba nuclear actual y que  causó más de 120.000 muertos.

Se sabe que la central de Chernóbil no era sólo una planta nuclear, sino además un centro de producción de plutonio para armamento.
Que el Plutonio es un elemento habitual de este tipo de arma de destrucción masiva y que está demostrado que produce cáncer de pulmón, de hígado y de huesos en animales, y que el accidente de la planta nuclear de Chernóbil esparció a la atmósfera una cantidad de energía radiactiva equivalente a la que generarían entre cien y quinientas bombas atómicas como las de Hiroshima y Nagasaki, es decir, casi como un par de bombas de un megatón conteniendo su plutonio enriquecido.

Veinte megatones detonados a la altura del suelo produciría una bola de fuego que haría desaparecer todo lo que hubiera en un radio de 5 Km, y la lluvia radiactiva afectaría a una región equivalente a la mitad de España, provocando un escenario de desolación, y con supervivientes quemados sometidos a la  confusión y desesperanza.

¿Es este el riesgo al que debemos someternos  por mantener un confort energético?. ¿Quién se beneficia realmente de este desarrollo energético?.

¿Está justificada la reanudación de la utilización de la energía nuclear como energía limpia alternativa ante la imposibilidad de controlar las emisiones de CO2 derivadas de las energías fósiles actuales?

¿Tengo derecho a hipotecar el futuro de las generaciones venideras?
Especial para barrameda.com.ar
Benito A. de la Morena
Huelva - España
El último comentario se muestra en esta página, los anteriores podrás leerlos en las páginas subsiguientes:

Sólo los usuarios registrados pueden escribir comentarios.
Por favor valídate o regístrate.

Comentario[s]
Energía nuclear
Escrito por Invitado el 2008-04-22 21:19:19
La energía nuclear es una solución al problema del calentamiento global, pero ¿quién nos asegura una construcción segura, supervisada y un manejo responsable de las centrales nucleares?


 
< Anterior   Siguiente >

 
 
Google
 
Web en.barrameda.com.ar
Puedes encontrarnos en
Facebook
Twitter
Ning
o recomendarnos en Google
Acordes Partituras Tablaturas Guitarra| Letras de canciones | Letras de canciones | Letras de canciones
El universo | Geografía Argentina | La biología | La botánica | La zoología | La ecología | What is ecology?

 
 

barrameda v2.3
Aviso Legal

website statistics
cargando el contenido